El juzgado de Primera Instancia e Instrucción número 1 de Pozoblanco (Córdoba), que investiga a cuatro de los cinco miembros de ‘La Manada’ ha dictado un auto de procesamiento por presuntos abusos sexuales y contra la intimidad, además de maltrato de obra de uno de ellos a una joven de 21 años a la que conocieron en la Feria de Torrecampo (Córdoba) en mayo de 2016.

La Audiencia de Navarra ya había condenado a los cinco miembros de este grupo a nueve años de prisión por un delito de abuso sexual en los Sanfermines de 2016, aunque fue recurrida y ahora mismo se encuentran en libertad.

Este caso surgió a raíz de las investigaciones por la agresión en Pamplona, cuando los agentes descubrieron vídeos y fotos de presuntos abusos a una joven que iba montada en un vehículo con los ahora procesados en Córdoba. La joven decidió entonces interponer una denuncia. Los investigados en esta causa, cuatro de los cinco miembros de La Manada de Sanfermines, se acogieron a su derecho a no declarar ante la jueza sobre lo ocurrido en el interior del vehículo.

En las imágenes se ve a una joven de 21 años visiblemente indispuesta a la que los acusados soban y besan en la boca. La víctima dijo a la jueza en su día que se despertó en el municipio de Pozoblanco, «completamente desnuda en el asiento de atrás«.

La juez ha dado traslado de la causa al Ministerio Fiscal y a las acusaciones personadas para que en el plazo común de diez días soliciten la apertura de juicio oral formulando escrito de acusación o pidiendo el sobreseimiento de la causa.