Los organizadores de la manifestación convocada por más de sesenta colectivos contra el juicio del «procés» y para que el derecho a decidir «no sea un delito» han cifrado en 120.000 los asistentes a la protesta.

La manifestación ha partido a las 18.00 horas desde Atocha, en el centro de Madrid, encabezada por el presidente de la Generalitat, Quim Torra, y buena parte del Govern.

«Autodeterminación no es delito. Democracia es decidir» son los lemas de la protesta, que concluirá en la plaza de Cibeles, y a la que han llegado miles de personas procedentes de Cataluña en cerca de 500 autocares y una quincena de trenes AVE.

Los participantes han acudido con banderas esteladas. También urnas transparentes y carteles, la mayoría con lemas en catalán, con mensaje como «Som republica, repub of Catalonia», «No hay justicia» y «Libertad presos y exiliados políticos».