El portavoz de FACUA, Rubén Sánchez, ha sido de los primeros en poner en duda la agresión a la diputada de Vox en el Congreso, Rocío de Meer, que este viernes recibió una pedrada en la ceja que le produjo una herida sangrante en la ceja. Muchos y muchas continuaron su teoría, exponiendo las dudas que plantea esta situación

El portavoz de la asociación de consumidores ha tirado de ironía para cuestionar la fotografía en la que puede verse las consecuencias del impacto de la piedra en la cara de la parlamentaria del partido de Abascal. “Vox denuncia que alguien lanzó a su diputada Rocío de Meer una piedra ‘del tamaño de un huevo’ que la hizo sangrar sin provocarle inflamación”.

En las fotos que enseguida empezaron a circular tras la supuesta agresión se ve a Rocío de Meer sangrando de la ceja izquierda . Santiago Abascal azuzaba el fuego: “Podría haber ocurrido alguna desgracia y la policía autonómica no ha disuelto este acto de hostigamiento mafioso y proterrorista”, declaró en la misma plaza Abascal antes los medios de comunicación congregados.

El líder de Vox anunció medidas legales ante la supuesta pasividad de la Ertzaintza. “Lo que ha hecho la consejería del Interior es una vergüenza y le vamos a meter una querella porque claramente ha tratado de impedir el acto”, ha denunciado Abascal. Su objetivo estaba claro y lo consiguieron. Salieron como «víctimas» de Euskadi.

El propio Sánchez publicaba otro tuit en el que se puede ver una foto de la dirigente ultra horas después de la agresión: «La imagen de la izquierda es de hoy en Irún. La diputada de Vox Rocío de Meer no tiene hematoma alguno de la «piedra del tamaño de un huevo» que según Vox le lanzaron ayer en Sestao. Pero no tiene por qué ser un bulo. Puede que fuera un huevo de esturión», explica Sánchez.

El usuario de Twitter @Sanset81 también arrojó dudas sobre la agresión a De Meer al publicar un vídeo en el que se ve a la diputada de Vox, también sin una sola secuela de la supuesta pedrada, explicando al horas después como se curó tan rápido: «No fui al hospital, me curó una de seguridad ayer y no tengo puntos, es limpio».