Una concentración opositora en Caracas que fue convocada por el jefe del Parlamento, Juan Guaidó, reconocido como presidente encargado de Venezuela por una cincuentena de países, fue disuelta este sábado con gases lacrimógenos por la Policía Nacional Bolivariana (PNB).

Efe constató que un contingente antimotines impidió la circulación de los manifestantes, que sin embargo se mantienen en las cercanías de la avenida Victoria de Caracas (suroeste), sitio de la concentración.