Bangladesh apoya los esfuerzos en la lucha contra la trata de personas a través de un Plan Nacional de Acción 2018-2022 destinado a mejorar la aplicación de la ley por medio de una mejor coordinación entre agencias, una capacitación de funcionarios de mejor calidad y la armonización de las leyes existentes.

El plan, desarrollado con el apoyo técnico de parte de la Organización Internacional para las Migraciones (OIM) fue presentado a los funcionarios locales y especialistas en lucha contra la trata de personas en el marco de una conferencia celebrada esta semana en Cox’s Bazar. El mismo sigue los lineamientos de leyes aprobadas en 2012 para luchar contra la trata de personas en este país ubicado al sur de Asia que tiene una población de 160 millones de habitantes.

Las limitadas oportunidades socio-económicas llevan a que miles de bangladesís busquen otras opciones en el exterior. Pero se cree que muchos de ellos caen en redes de trata de personas, y acaban siendo víctimas de trabajo forzoso o en otras situaciones de explotación en el extranjero. La trata de personas es otro fenómeno que se da dentro de Bangladesh.

La OIM asume un enfoque de múltiples aristas basado en la prevención, la protección y el procesamiento de los autores del delito de trata de personas, el cual incluye el apoyo a los esfuerzos de los gobiernos en pos de contar con leyes más severas que realmente sean aplicadas, además de la debida asistencia a las víctimas.

La Conferencia de Cox’s Bazar: Orientación en Prevención y Supresión sobre la Ley de Trata de Personas, 2012 y el Plan Nacional de Acción 2018-2022 fue organizada por la OIM y recibió el apoyo del Departamento para el Desarrollo Internacional del Reino Unido (DFID por su sigla en inglés). El  DFID brinda su apoyo a la Respuesta de la OIM a los Refugiados Rohingyas en el distrito, incluyendo en tal respuesta las actividades de protección vinculadas a la lucha contra la trata de personas.

El Jefe de Misión Adjunto de la OIM en Bangladesh Manuel Pereira les dijo a los delegados que la OIM está trabajando muy duro para luchar contra la trata de personas en Bangladesh.  “En Cox’s Bazar, la OIM ha ayudado a un total de 295 víctimas de trata desde 2017. Cerca del 60% de tales víctimas eran de sexo femenino: un 40% de sexo masculino; y el 80% del total habían sido obligadas a realizar trabajo forzoso. Pero las cifras reales son mucho mayores – puesto que no es que la gente aparece y simplemente dice  ‘estamos siendo objeto de trata’”, destacó.

En Cox’s Bazar, la trata de personas en una amenaza que está siempre presente para casi un millón de refugiados rohingyas que viven en uno de los campamentos más densamente poblados de todo el mundo. La empobrecida comunidad es un terreno fértil para mafias que se dedican a la trata, las cuales tientan a los migrantes con ofertas de trabajo en el exterior y con falsas promesas.

Chissey Mueller, que tiene a su cargo el programa de protección de la OIM,  puso de relieve el hecho de que el Gobierno de Bangladesh se encuentra ahora marcando el camino en cuanto a mejorar la aplicación de la ley. “Las autoridades están trabajando en conjunto para luchar contra el flagelo de la trata- con el apoyo de la OIM, el DFID y otros actores. Las leyes ahora son aplicadas – la cuestión pasa por cubrir los vacíos legales en la materia, observar la normativa a rajatabla, procurar la colaboración entre las diversas autoridades y brindar apoyo a los procesamientos,” dijo.

Mueller agregó que los tratantes de personas con frecuencia violan numerosas leyes internas, incluyendo las que atacan la explotación sexual y el trabajo forzoso. Otros países tanto del mundo desarrollado como en vías de desarrollo usan los planes nacionales de acción para facilitar la implementación y “poner las leyes en acción”, por medio de su aplicación efectiva, dijo.

La OIM trabaja en sociedad con los gobiernos, agencias del sistema de la ONU, ONG, el sector privado y socios en el desarrollo, en todos los aspectos vinculados a las respuestas en materia de lucha contra la trata – prevención, protección, y encausamiento. Mantiene asimismo la mayor base de datos sobre víctimas de trata del planeta, la cual contiene registros de más de 50.000 personas que fueron tratadas y recibieron la asistencia de la OIM.

Deja un comentario