La Unión Europea (UE) pidió hoy el cese “inmediato” de los enfrentamientos entre el Ejército de Birmania (Myanmar) y los rebeldes del Ejército Arakan, en el occidental estado de Rakáin por el que unas 4.500 personas están desplazadas.

En un comunicado, remitido por la delegación europea en el país, la UE hace un llamamiento al “diálogo” para solucionar el conflicto entre insurgentes y fuerzas gubernamentales, que registra un rebrote de violencia desde diciembre.

“Pedimos moderación e instamos a todas las partes a respetar sus obligaciones en virtud al derecho internacional humanitario para proteger a los civiles”, señala la Unión Europea en el escrito, donde rechaza el reciente ataque rebelde contra cuatro comisarías en el que perdieron la vida 13 policías y otros 9 resultaron heridos.

Las Fuerzas Armadas birmanas declararon el 21 de diciembre un alto el fuego durante 120 días en todo el país, con la excepción de Rakáin, donde el Ejecutivo anunció este lunes una ofensiva para “aniquilar” al Ejército Arakan.

La UE aplaude en su comunicado el alto el fuego unilateral del Ejército mientras expresa su “esperanza” de que este también incluya el conflicto en Rakáin y se extienda más allá de los cuatro meses.

“(El alto el fuego) podría crear el impulso necesario para poner fin a décadas de conflicto y finalmente conseguir un acuerdo de paz en toda la nación”, expuso la Unión Europea.

El Ejército Arakan, formado en 2009 para lograr mediante la lucha armada más autonomía de la minoría budista rakáin, la mayoritaria en este estado, es uno de los diversos grupos rebeldes alzados en armas en Birmania.

Rakáin igualmente es el hogar de los rohinyá, una perseguida minoría musulmana a la que las autoridades birmanas niegan la ciudadanía y califican de “inmigrantes bengalíes”.

Unos 723.000 rohinyá han huido a Bangladesh desde agosto de 2017 a raíz de una ofensiva del ejército birmano en la que la ONU denunció “genocidio intencional” y calificó como “limpieza étnica de manual”.

Rakáin, que ocupa una larga franja costera en el oeste del país, es una zona con ricos recursos naturales y una situación geoestratégica clave, aunque también con una de las mayores tasas de pobreza del país.

Deja un comentario