El pasado 15 de julio la asociación de Kellys de Ibiza y Formentera convocó una asamblea a la que asistieron más de cien camareras de pisos. Pidieron el soporte legal a la huelga a CGT de Ibiza y Formentera, y el sindicato acepto compartiendo totalmente sus reivindicaciones. Este sindicato pondrá a disposición de las huelguistas una abogada de guardia para poder denunciar cualquier acción que obstaculice la huelga de manera ilegal.

Con el apoyo del sindicato, las Kellys de Ibiza y Formentera irán a la huelga de 48 horas los próximos días 24 y 25 de agosto donde la principal reivindicación es el cumplimiento de la ley 31/1995 y la introducción en el convenio de hostelería de las Islas Baleares de la medición de tiempos para regular la carga de trabajo.

A esta situación llegan las Kellys después de años de reuniones con sindicatos y políticos, y sin embargo no viendo mejoras en sus condiciones de trabajo y perdiendo la salud por el exceso de carga de trabajo. Las Kellys de Ibiza y Formentera piden la regulación de la carga de trabajo, que se revise y se cumpla la ley de riesgos laborales y la jubilación anticipada.

Denuncian una falta de acuerdo con la patronal, la falta de apoyo por parte de los sindicatos mayoritarios, bulos sobre la supuesta ilegalidad de la huelga, además de «la falta de valentía de algunas compañeras del sector, la coacción por parte de la empresa a las empleadas con amenazas de “castigos” o sanciones».



 

Vídeo Recomendado:

Deja un comentario