En un acto en la rambla del Carmel de Barcelona, en el día que se conmemora el aniversario de la II República, ha asegurado que, mientras no se pueda llevar a cabo este referéndum sobre la monarquía, quieren obligarla por ley a que se someta al principio de legalidad, que «prohíba de forma expresa un discurso» como el del 3 de octubre tras el 1-O, entre otros aspectos.

La alcaldesa de Barcelona, Ada Colau, ha afirmado que al PSOE le «tiemblan las piernas ante los abusos de una monarquía caduca que definitivamente se tiene que someter a un referéndum».

(HABRÁ AMPLIACIÓN)

DEJA UNA RESPUESTA