Los incendios que devastan el sur y oeste de Turquía ya se han cobrado ocho víctimas mortales, además de destruir zonas agrícolas y viviendas y obligar a la evacuación de cientos de personas.

El municipio más afectado es Manavgat, en la costa mediterránea donde el fuego sigue fuera de control desde el miércoles.

También está muy afectada la zona turística de Bodrum, situada al igual que Marmaris en la provincia occidental de Mugla, donde en los últimos días se han tenido que evacuar varios hoteles ante la expansión del fuego.

En Italia, el primer ministro Mario Draghi ha declarado el estado de movilización nacional del sistema de protección civil para enviar a personal y voluntarios al sur de Sicilia, Asolada por más de 160 incendios en las últimas 48 horas.

Los fuegos también han afectado a las playas, bares y restaurantes con lo que se examinarán las condiciones de seguridad para los turistas.

1000x563_cmsv2_985e57d8-e63e-548d-b249-f

Griegos visitan los pueblos devastados por las llamas

Y pueblos en la península griega del Peloponeso fueron evacuados el sábado debido a un gran incendio forestal que está descontrolado y ha alcanzado varias viviendas.

Según informó Protección Civil, también ha sido evacuado un pequeño hotel en la localidad de Longos, un campamento infantil y una playa.

Euronews

DEJA UNA RESPUESTA