Los madrileños podrán retirar en cualquier farmacia de España fármacos prescritos en la Comunidad

A partir del próximo lunes, 18 de marzo, estará disponible para los madrileños, que así lo necesiten, la opción de retirar los medicamentos prescritos por los facultativos en las farmacias de otras comunidades autónomas sin necesidad de presentar receta en papel.

Según la Consejería de Sanidad, con esta medida, los ciudadanos madrileños ganan en calidad de vida ya que tan solo con llevar la tarjeta sanitaria a la farmacia, les serán dispensados los medicamentos que ya tengan prescritos.

En las próximas semanas, del mismo modo, el resto de españoles que acudan a la Comunidad de Madrid también accederán a este servicio, ya que las oficinas de farmacia de la región se irán incorporando en breve y de forma progresiva al sistema de receta electrónica interoperable del Sistema Nacional de Salud.

La Comunidad de Madrid, a través de la Dirección General de Sistemas de Información Sanitaria, ha desarrollado el Módulo Único de Prescripción. Se trata de una herramienta informática completa que facilita la retirada en la farmacia de medicamentos prescritos también en el hospital, sin tener que acudir al centro de salud previamente.

La región dispone de receta electrónica en el ámbito de la Atención Primaria desde el año 2012, fecha desde la cual este ámbito asistencial ha estado prescribiendo electrónicamente. Esta primera solución de receta electrónica fue desarrollada dentro de la solución de Historia Clínica Electrónica que da servicio a la actividad de Atención Primaria, denominada AP-Madrid.

Para la extensión de la receta electrónica en los ámbitos hospitalarios de urgencias y de emergencias, Madrid optó a comienzos de esta legislatura por el desarrollo completo de un nuevo programa informático de prescripción, que se ha denominado Módulo Único de Prescripción (MUP).

Aunque podría haberse aprovechado el módulo existente en Atención Primaria para todos los ámbitos asistenciales, Madrid decidió en su lugar abordar el desarrollo de una nueva solución completa, que aprovechara la filosofía de la anterior, respetando en parte el diseño del módulo existente en Atención Primaria, para reducir el impacto que supondría el cambio de aplicación para los médicos de familia, facilitando así la continuidad en la prescripción y el tránsito hacia la nueva solución común.

Deja un comentario