Los Mossos d’Esquadra han reducido esta mañana con una pistola eléctrica al hombre que estaba atrincherado desde ayer por la tarde en un piso de Barcelona, esgrimiendo un arma de fuego que ha resultado ser simulada, tras intentar negociar con él sin éxito durante 17 horas.

Según han informado fuentes de la policía catalana, poco antes de las ocho de esta mañana, los Mossos han optado por utilizar la pistola eléctrica para inmovilizar al atrincherado, una vez agotadas las vías de negociación que han explorado durante toda le noche.

El hombre, que sufre algún tipo de trastorno mental, se encerró ayer por la tarde en un piso de la calle Rosselló de Barcelona, amenazando con atentar contra su propia vida con un arma de fuego que, según se ha comprobado posteriormente, era simulada.

Agentes del área de negociación de los Mossos d’Esquadra, junto a familiares del hombre, acudieron al piso donde se había atrincherado para tratar de convencerle de que depusiera su actitud, al tiempo que, como medida de precaución, la policía catalana acordonaba los alrededores del lugar e impedía el acceso al edificio.

Después de 17 horas en las que no han logrado que el atrincherado dejara el arma, los Mossos d’Esquadra han utilizado una pistola eléctrica para inmovilizar al hombre, que ha sido trasladado en ambulancia a un centro hospitalario, aunque ni él ni ninguna de las personas que lo acompañaban han resultado heridas en el incidente.

Como medida preventiva, los Bomberos de Barcelona han cortado durante la noche el suministro del gas en el edificio donde se encuentra el piso del atrincherado y han desalojado a todos los vecinos del inmueble.

Además de Mossos d’Esquadra, Bomberos y Guardia Urbana, el incidente ha movilizado ambulancias del Sistema de Emergencias Médicas (SEM).


Necesitamos tu ayuda para seguir adelante con el periodismo crítico, ayúdanos a no tener que depender de publicidad externa y que Contrainformación sea solo de sus lectores. Con 1, 2, o 3 euros al mes nos ayudarás a seguir mostrándote nuestros artículos críticos.

Ayúdanos a seguir ofreciendo Contrainformación.

Deja un comentario