Borrador automático

El empeño de los Obispos por mantener abierto Trece TV les volvió a salir caro en 2017. Trece registró pérdidas de 10 millones de euros que se unieron a las de 72 que tuvo durante sus seis primeros años de actividad, según figura en el Registro Mercantil.



Este esfuerzo económico no se ha traducido en una elevada cuota de pantalla, pues, al contrario que COPE, la cadena de la TDT de la Conferencia Episcopal tiene una audiencia minoritaria, que ronda el 2%.

Podríamos pensar que es su dinero y que pueden hacer con el lo que quieran, pero resulta que los ciudadanos pagamos la televisión de los obispos españoles. La equis le permite obtener el 0,7% de los impuestos de los españoles que la marcan. El año pasado recaudó por esa vía 268 millones.

Los obispos tuvieron un superávit de casi 16 millones de euros, de los que 11 fueron íntegramente a la televisión episcopal, como «Aportación a fondos propios TRECEtv»

La Iglesia financia parte del presupuesto de Trece Tv gracias al dinero que Hacienda les da como resultado de uno de los más polémicos privilegios de la Iglesia española, que se financia en parte por el erario público. Desde 1987, la institución eclesiástica cuenta con una casilla en el IRPF, que hasta 2007 le otorgaba el 0,52% de los impuestos de los ciudadanos que la marcaban, momento en el que se incrementó hasta el 0,7% con el Gobierno Zapatero.

La cantidad destinada a esta televisión deficitaria llama más la atención si se compara con la «Aportación extraordinaria Cáritas diocesanas», una cantidad que los obispos comenzaron a aportar a la ONG de la Iglesia en 2010, con motivo de la crisis, y que el año pasado ascendió a 6,2 millones, la mitad de lo que destinan a Trece Tv.

Aún así, la práctica totalidad del dinero de la Renta, casi el 90%, se destina al pago del sueldo de los 17.754 curas y las 23.021 parroquias. El «Envío a las diócesis para su sostenimiento» se llevó 202 millones, mientras que la «Seguridad Social del Clero» arrancó 17,6 millones, ya que, además del privilegio de la casilla de la iglesia, los curas no cotizan.

 


Necesitamos tu ayuda para seguir adelante con el periodismo crítico, ayúdanos a no tener que depender de publicidad externa y que Contrainformación sea solo de sus lectores. Con 1, 2, o 3 euros al mes nos ayudarás a seguir mostrándote nuestros artículos críticos.

Ayúdanos a seguir ofreciendo Contrainformación.

Deja un comentario