El diputado de Ciudadanos y ex vicepresidente mundial de Coca-Cola, Marcos de Quinto, ha declarado más de 50 millones de euros de patrimonio, lo que le convierte en el parlamentario más rico del Congreso por bastante diferencia.



«Todo mi patrimonio me lo he ganado yo con luz y taquígrafos y como trabajador por cuenta ajena», asegura en una entrevista al diario El Mundo. De Quinto asegura que conserva todas sus declaraciones tributarias desde 1982 y que se puede ver en ellas cómo su patrimonio aumentaba a medida que progresaba en la multinacional de refrescos, donde llegó a vicepresidente tras más de 30 años de carrera. «He declarado todo al Congreso de los Diputados, incluidas las stock options«, señala.

«Lo dejo todo para estar cuatro años en la política», declara. No creemos que pase hambre. Sobre su papel en el escaño, asegura que mantendrá la disciplina de partido y que no ve incompatibilidad con el hecho de que mantenga aún stock options de Coca-Cola, porque cuestiona que vaya a tener impacto en la cotización de la multinacional alguna votación de las Cortes en la legislatura. ¿Qué pasará cuando se negocien nuevos impuestos a las empresas que más ganan?

«Nuestro país merece tener ministros como Marcos», ha dicho Rivera del directivo, que «empezó de cero y que con esfuerzo y talento se ha forjado una carrera profesional de éxito en el mundo».

Un nefasto ejemplo

Se supone que los diputados, representantes de los ciudadanos, tienen que ser ejemplares en sus actuaciones y tendrían que dedicar tiempo a revisar las hemerotecas para que éstas no le saquen los colores.

El empresario estuvo a favor del ERE de Coca Cola en España y cargó contra los trabajadores de la planta. En una entrevista en Onda Cero De Quinto insistió en su planteamiento: “No estoy a favor del despido libre, pero si se cerró ese centro algo de culpa tendrán los trabajadores”.

En 2013, un juzgado de Madrid condenó a Marcos de Quinto a cumplir con lo que marcaba un contrato de compraventa de un chalé, que había firmado en 2006 a través de una empresa suya dedicada a la producción de vino. La empresa de Marcos de Quinto había firmado la compra sobre plano de ese inmueble en marzo de 2006, en pleno boom inmobiliario. Posteriormente, una vez reventada la burbuja, intentó desentenderse de la operación, alegando desperfectos y retrasos en la entrega, y no pagar.



En 2018, Marcos de Quinto rindió cuentas ante el fisco en Portugal y Estados Unidos, según ha confirmado De Quinto. «Siempre pago mis impuestos allí donde resido. Los impuestos de 2019 los pagaré en España», ha dicho. El nuevo candidato de Ciudadanos se ha beneficiado en Portugal del llamado Impuesto sobre la Renta de las Personas Singulares (IRS), que exime a los extranjeros de pagar por los ingresos que provienen de fuera.

Marcos de Quinto recibió 57.036,92 euros de ayudas públicas para su empresa de vino y miel entre 2016 y 2017 de la Junta de Castilla-La Mancha, cuando la exsecretaria general del PP María Dolores de Cospedal era presidenta de esa comunidad autónoma. Es significativo que la facturación de la firma en ese período de tiempo fuera tres veces inferior a las subvenciones, es decir, de 19.664 euros, con unas pérdidas de casi 90.000 euros.

Vídeo Recomendado:

1 Comentario

  1. . Marcos d quinto apoya a Bolsonaro, fue condenado por su chalet, intentó despedir a más de 1000 personas en Coca-Cola y pagaba (pocos) impuestos en Portugal hasta ayer pero es un gran patriota empresario liberal hecho a sí mismo a base de muchas subvenciones ¿públicoliberales?

    https://www.eldiario.es/economia/agricola-Ciudadanos-Marcos-Quinto-subvenciones_0_879812730.html

    no declara bienes en el congreso
    https://www.eldiario.es/politica/Marcos-Quinto-Espinosa-Monteros-Congreso_0_906759422.html

Deja un comentario