María Eugenia Rodríguez Palop, cabeza de lista de Unidas Podemos Cambiar Europa al Parlamento Europeo; Sofía Castañón, secretaria de Feminismos Interseccional y LGTBI de Podemos y diputada en el Congreso; Idoia Villanueva, candidata de Unidas Podemos Cambiar Europa, junto a otras candidatas, han participado esta mañana en un acto en Bilbao para presentar el programa feminista de Unidas Podemos de cara a los próximos comicios del domingo 26 de mayo.

María Eugenia Rodríguez Palop ha empezado su intervención recordando algunas cifras: “En la Unión Europea, 13 millones de mujeres han sufrido violencia física y casi 4 millones han sufrido violencia sexual. Además, una de cada 20 mujeres ha sido violada después de los 15 años de edad”. Pero la violencia no es sólo física, ha señalado: “También es violencia y agresión institucional atacar nuestros derechos sexuales y reproductivos como hacen Trump, Casado, Suárez Illana, Abascal.


El PSOE, por su parte, “tampoco es muy fiable”: en el llamado ‘acuerdo del abrazo’ con Ciudadanos en 2016, estaba dispuesto a “hacer concesiones importantes sobre los derechos de las mujeres”. “El PSOE dejó la política de género en manos de un partido que quiere mercantilizarlo todo, incluida nuestra capacidad reproductiva”, ha recordado.

“También el PSOE se ha ido a Bruselas a recortar la autonomía local. No puede haber municipalismo y mucho menos políticas feministas si lo que se hace es vaciar de competencias a los municipios de menos de 20.000 habitantes”. Por otra parte, Rodríguez Palop ha señalado que «si las cadenas de cuidados recaen sobre las mujeres, y especialmente sobre las migrantes, esto pone de manifiesto la ausencia de los varones y de las instituciones”.

El feminismo que propone Unidas Podemos “piensa en la igualdad laboral y en la brecha salarial, pero no piensa solo en las mujeres que tienen empleo, sino sobre todo en las mujeres cuidadoras. Piensa en que tenemos derecho a cuidar y tenemos derecho a ser cuidadas. Piensa en que somos personas vulnerables y que esa experiencia de la vulnerabilidad nos hace fuertes. Por eso no necesitamos pistolas, porque tenemos redes comunitarias y vínculos que nos protegen”, ha explicado Palop.

Por último, Palop ha destacado que “el feminismo del 99% se da la mano con los ‘viernes por el clima’ del 15 de marzo porque sabemos que el colapso civilizatorio que supone el cambio climático es también el colapso de los valores masculinos y masculinizantes que dan lugar al crecimiento infinito y desenfrenado, a la competitividad y a la idea de que el bienestar supone fundamentalmente crecimiento. Esos valores son los que nos han llevado a esta situación crítica”.

Idoia Villanueva, por su parte, ha destacado que muchas compañeras han dado un paso al frente en las elecciones del 28 de abril y el 26 de mayo y están abriendo espacios porque sigue habiendo mucho por hacer. “Cada día de la semana tenemos más de 50 asesinatos de violencia machista en Europa”, ha recordado, y también la brecha salarial, el trabajo invisibilizado… “O hay una Europa que cumpla con el derecho de todas o será un problema para la mayoría, y eso será un fracaso del proyecto colectivo. No habrá una Europa del cambio si no hay una Europa feminista, y para eso es necesario poner la economía al servicio de las personas y sus problemas”.

“Es necesario que tengamos representación en los lugares de decisión”, ha señalado, “pero no podemos llevar a cabo políticas públicas si no hay inversión”, por lo que ha defendido que “al menos el 5% del presupuesto general de la UE vaya destinado a trabajar contra la violencia machista”. 

Finalmente, Sofía Castañón, ha cerrado el acto hablando sobre la potencia política de los vínculos construidos por las mujeres, los movimientos sociales y vecinales: “El vínculo es lo que han hecho muchas mujeres frente a una justicia patriarcal: salir a la calle a gritar que si nos tocan a una nos tocan a todas. El vínculo es entender que los derechos o son para todas o no son derechos. Y ese vínculo lo defiende como una brújula democrática innegable un movimiento feminista fuerte y organizado como el que ahora mismo tenemos”.

Además, ha recordado que “la participación en política no es algo que hagamos sólo cada cuatro años: queremos asegurar que es algo mucho más activo, pero es importante ir a votar el 26 de mayo” para hacer frente a “quienes quieren usurparnos la soberanía popular y quieren que las decisiones las tomen quienes no se presentan a las elecciones y están muy lejos de las vecinas y los vecinos”.

Deja un comentario