Unidos Podemos y el PNV se han mostrado hoy molestos al verse excluidos por el Ministerio del Interior de la reunión del Pacto Antiyihadista prevista para mañana.

Los dos partidos mantienen las discrepancias que les llevaron a no suscribir el texto al que se sumaron PP, PSOE y Ciudadanos en 2015 y lamentan que se intente prohibir su asistencia en condición de observadores.

El Ministerio de Interior se dirigió por escrito la semana pasada a Unidos Podemos a través de la Secretaria de Estado de Seguridad para informarle de la próxima reunión del Pacto Antiyihadista y comunicarle que, si tenía interés en asistir, “y suscribirse por tanto al acuerdo”, debía comunicarlo lo antes posible.

Unidos Podemos respondió a la solicitud reiterando que su voluntad era asistir al encuentro en su condición de “observadores”, como así acordaron en su día con el presidente del Gobierno y reclamó que les comunicaran los detalles del encuentro para poder asistir, aunque aún no han recibido respuesta.

Unidos Podemos rechazó en su momento el pacto porque consideran que el “endurecimiento” del Código Penal no era una medida “eficaz” para luchar contra el terrorismo y avisaron a los firmantes de que “renunciar a los elementos garantistas del derecho penal” y reducir libertades y derechos civiles” es caer en lo que quieren los terroristas”, en palabras de Pablo Iglesias.

El portavoz del Grupo Popular en el Congreso, Rafael Hernando, ha justificado que no se invite a los partidos, como Podemos, que sólo participan como observadores en el Pacto antiyihista a la cita que este foro mantendrá este miércoles porque se trata de una “reunión de trabajo”. “Vamos a trabajar, no a ser observados”, ha comentado con su particular sentido del humor.

Deja un comentario