Los principales partidos de la oposición mexicana acusaron este martes al presidente del país, Andrés Manuel López Obrador, de querer distraer la atención de otros temas con la exigencia de disculpas a España por los agravios de la conquista.

«Este es un tema electoral al 100 % y verdaderamente se me hace vergonzoso este tipo de peticiones cuando deberíamos estar viendo los temas importantes del país», dijo a la prensa Mauricio Kuri, coordinador del conservador Partido Acción Nacional (PAN) en el Senado.

Kuri pidió al presidente que revise «temas técnicos» de su gobierno como la corrupción en la empresa estatal Petróleos Mexicanos (Pemex) o en la adjudicación de obras públicas.

«Habría que revisar por qué está mandando la atención hacia otros temas en vez de estar viendo lo que ocurre en su gobierno», insistió el senador conservador.

En la misma línea, Miguel Ángel Mancera, del progresista Partido de la Revolución Democrática (PRD), definió a López Obrador como «un presidente mediático» con habilidad para cambiar los temas de conversación y por eso «ahora estamos todos hablando de este tema».

«Sencillamente, tenemos la historia ya escrita y esta historia que se está escribiendo ahora es una relación de amistad y de estrechar lazos con las naciones, no de distanciarnos», dijo el senador Mancera, exalcalde de la Ciudad de México.

Por contra, Ricardo Monreal, del gobernante Movimiento Regeneración Nacional (Morena), defendió como correcta la reclamación al considerar que 500 años después ya «es la hora de la reconciliación» entre México y España.

«La reconciliación proviene de un hecho de aceptación de quienes invadieron y saquearon el país, que no son las actuales generaciones, por supuesto; quien piense eso sería un tonto», afirmó Monreal.

Sin embargo, este lunes, la senadora octogenaria Ifigenia Martínez, también de Morena, se mostró muy sorprendida y se echó a reír cuando se enteró por la prensa de la reclamación de López Obrador a España.

«Desde el punto de vista de la historia, allí está viva la cicatriz, pero ya no tiene remedio. Ya nosotros superamos esa etapa y a mucho orgullo», dijo la senadora, quien agregó que «no cabe» ninguna disculpa de los españoles.

Además, dijo que «los ayudamos cuando lo necesitaron y estamos dispuestos a volverlo hacer», en referencia a los exiliados republicanos de la Guerra Civil (1936-1939).

El pasado 1 de marzo, López Obrador envió una carta al rey de España Felipe VI y al papa Francisco en la que solicitó una disculpa por los abusos cometidos por los españoles y la Iglesia católica durante la conquista del actual México.

Asimismo, López Obrador aseguró que él también se disculpará en nombre del Estado mexicano por los agravios cometidos contra los pueblos originarios desde que México se independizó de España.