En una entrevista realizada en junio del año pasado con Federico Jiménez Losantos, la presidenta de la Comunidad de Madrid, Isabel Díaz Ayuso, preguntada sobre las comparaciones entre la formación abertzale y el partido de extrema derecha que dirige Santiago Abascal, tildó a la formación abertzale de «asesinos».

“A mi cuando me dicen Bildu o Vox, vamos a ver… No es Bildu o Vox, es que no están en el mismo espectro. Unos son asesinos y otros no”, afirmó Ayuso. «Es que ni siquiera los podemos comparar. Me podéis a lo mejor comparar… la posición de Vox no sabría decirte, la parte del PSOE a lo mejor más escorada”. “No sabría decirte, no sé, es que a mí con lo de las etiquetas y tal me he aburrido mucho», añadió.

Oskar Matute reacciona a unas declaraciones de Ayuso: "Se está poniendo hoy martes tiempo de denuncia…"
Oskar Matute reacciona a unas declaraciones de Ayuso: «Se está poniendo hoy martes tiempo de denuncia…»

Oskar Matute, portavoz de EH Bildu en el Congreso, que ha escuchado ahora esas declaraciones ha sido rotundo en Twitter: «Se está poniendo hoy martes tiempo de denuncia…».

 

La actitud pasiva de Ayuso ante las teorías conspiranoicas de Losantos sobre los atentados del 11-M

El pasado 23 de marzo, Ayuso volvía a ser entrevistada por Federico Jiménez Losantos y desataba de nuevo la polémica al mostrarse totalmente pasiva mientras el locutor de esRadio cargó contra los documentales que recientemente han recordado los atentados del 11M.

«Por cierto, han publicado dos series, que son dos series manipuladoras, que yo por respeto a los muertos hice una entrevista. Por supuesto cuando yo vi que no habían dicho, que habían destruido la escena del crimen, que es la cuestión básica. ¿Qué hicieron con la escena del crimen? Destruir los trenes; destruir la ropa; falsificar las autopsias de todos los muertos, que se hicieron en tiempo y forma antes del domingo; y luego además poner pruebas falsas. Como nada de eso se dio pues, en fin, hice la entrevista por hacer, pero no es que me haya vuelto tonto ni he cambiado de opinión», dijo Losantos dando rienda suelta a sus teorías conspiranoicas sobre los atentados, algo que ya ha quedado más que desmentido.

«Es que las dos series que se han hecho del 11-M las han hecho gentuza sin escrúpulos dispuestos a mantener una mentira total. No sabemos qué pasó el 11-M en Madrid pero sí sabemos lo que no pasó y lo que cuentan es lo que no pasó», añadió.

Ayuso optó por mantenerse en silencio y creó una gran indignación, especialmente en los partidos de izquierdas que tienen representación en la cámara madrileña. Alejandra Jacinto, portavoz de Unidas Podemos en la Asamblea de Madrid, le pidió a Ayuso que se disculpase ante las víctimas del terrorismo. «Ayer estuvo usted en un programa que se dedicó a sembrar dudas y patrañas sobre el 11M y usted no dijo nada. El que calla, otorga. Le pido que por respeto a las víctimas y a sus familias use parte del tiempo en pedir perdón y dejar claro que no está usted con la utilización de su dolor», señaló la dirigente morada.

También quiso manifestarse respecto a este tema la portavoz de Más Madrid y líder de la oposición, Mónica García: «Federico Jiménez Losantos hablando en directo de pruebas falsas durante el 11M y Ayuso sin abrir la boca. No es digno de una presidenta tan solo dos semanas después del aniversario».

1 Comentario

  1. Los atentados yihadistas cometidos el 11 marzo 2004, tres días antes de las Elecciones Generales, desataron en España un terremoto político cuyas consecuencias aún estamos digiriendo. Tal conmoción llevó a una parte del Gobierno a acusar a la banda criminal ETA. El presidente llamó a directores de periódicos y se precipitó con un telegrama a embajadas y organismos internacionales el mismo día 11, a las 17:30 hrs. Origen y causa de la manipulación mediática que vino después.
    Pedro J Ramírez, Casimiro García Abadillo y Jiménez Losantos, con mentiras y medias verdades, acusaron a policías, jueces y fiscales de conspirar para encubrir a terroristas (por ejemplo, «Informe ácido bórico», 2006). Ignoraron y despreciaron las sentencias de Audiencia Nacional (2007) y Tribunal Supremo (2008). Con el apoyo político de Eduardo Zaplana (300 preguntas parlamentarias), Ángel Acebes, Esperanza Aguirre y otros, continuaron con sus “teorías de la conspiración del 11 M” varios años más.
    Aún, en junio de 2009, estos periodistas seguían insistiendo en la autoría de ETA con la promoción del libro «Titadyn» (nombre de dinamita utilizada por ETA). García Abadillo lo prologó con una extensa recopilación de las “teorías” difundidas únicamente por El Mundo y la Cope. Ningún otro medio hizo caso a sus alocadas y dañinas especulaciones.
    Con su mala praxis periodística dividieron a las victimas y causaron la crispación social y política cuyas secuelas aún están presentes.
    Nunca debió de darse esta situación. Los TEDAX, dos horas después de las explosiones y antes de neutralizar dos bombas que no explosionaron (Atocha y El Pozo), observaron que la sustancia explosiva era de color blanco. No de color rojo como la dinamita Titadyn utilizaba ETA. Datos comunicados inmediatamente a las autoridades policiales.
    Así consta en página 30 y en documento nº 5 del anexo del libro «Las Bombas del 11-M. Relato de los hechos en primera persona». Acceso gratuito biblioteca universitaria Dialnet:
    https://dialnet.unirioja.es/servlet/libro?codigo=561602
    En este aniversario se ha estrenado en Netflix una película-documental 11 M (2022) y una serie en Amazon Desafio: el 11 M.

DEJA UNA RESPUESTA