El presidente del Gobierno se enfrenta a su primera sesión desde la convocatoria de elecciones para el próximo 28 de abril anunciada el pasado viernes. En ella, Pedro Sánchez hace balance de sus ocho meses de gestión al frente del Gobierno.

El líder del PP, Pablo Casado, se ha mostrado convencido de que su partido ganará las elecciones para «recuperar la dignidad de España» y le ha dado un consejo al presidente del Gobierno, Pedro Sánchez: «Empaquete el colchón de La Moncloa en dos meses», en referencia a un pasaje del libro publicado por el jefe del Ejecutivo.

En su libro, titulado ‘Manual de resistencia’ y que salió este martes a la venta, el presidente revela que su «primera decisión» en Moncloa fue renovar el colchón de su cama de matrimonio.

En la penúltima sesión de control de esta legislatura antes de que Sánchez convoque elecciones, el presidente ha reprochado por su parte a Casado que base su oposición en «el insulto y la mentira». «Tiene la lengua larga del insulto y las patas muy cortas de la mentira», le ha dicho.

«Ojalá el próximo 28 de abril la mentira y la crispación salgan de la vida política con usted derrotado en las urnas», le ha espetado Sánchez a Casado después de escuchar al líder del PP.

Sánchez, a su vez, ha recriminado a Unidos Podemos que haya impedido que salga adelante un acuerdo para garantizar la sostenibilidad de las pensiones en el Pacto de Toledo, y le ha pedido una rectificación.

La portavoz de Podemos en el Congreso, Irene Montero, se ha estrenado en la recta final de la legislatura con su primera pregunta al jefe del Ejecutivo, a quien ha acusado de haber traído a España los recortes «por la puerta de atrás», lo que ha servido a Sánchez para afirmar que se nota que ha llegado la precampaña electoral.

Para sustentar su acusación, Montero le ha pedido a Sánchez que confirme si ha dado la orden «secreta» a sus ministerios de «no gastar más del 50 por ciento de lo presupuestado en los presupuestos» prorrogados del Gobierno de Mariano Rajoy, aunque el presidente ha eludido la respuesta a esta pregunta de Montero.

Por su parte, el líder de Ciudadanos, Albert Rivera, ha afirmado que la única aspiración de Sánchez «es gobernar con los que han dado un golpe de Estado». Sánchez ha respondido asegurando que Ciudadanos quiere poner «un cordón sanitario» al PSOE y acusa a Rivera de liderar «el cambio de chaqueta».

DEJA UNA RESPUESTA