Pedro Sánchez ha mantenido esta tarde una conversación de diez minutos con el líder de Podemos, Pablo Iglesias, quien le ha propuesto un Gobierno de coalición con un periodo de prueba de un año para aprobar los Presupuestos, tras lo cual, han planteado que si el PSOE considera que la coalición no funciona, saldrían del Gobierno pero darían apoyo parlamentario.

Esta propuesta de Gobierno conjunto sería una coalición con programa y equipos que estaría basada en la última propuesta del PSOE y en la oferta que realizó Podemos durante el mes de agosto que Sánchez rechazó a las pocas horas de que se las hiciera llegar Pablo Iglesias.

Durante esa conversación, ha planteado un gobierno de coalición durante un año y para sacar adelante los Presupuestos Generales del Estado. Una vez aprobadas las cuentas, y en el caso de que las cosas no vayan bien entre ambos partidos en el Ejecutivo y la coalición no funcione, Unidas Podemos se compromete a salir del Gobierno y a dar apoyo parlamentario al equipo de Pedro Sánchez. Pablo Iglesias ha trasladado también al presidente en funciones que si hay repetición electoral volverá a pedir una coalición y en esta ocasión, lo hará sin exclusiones sobre su persona.

Sin embargo, el jefe del Ejecutivo ha rechazado la citada propuesta, según fuentes socialistas.  «No se dan ni las bases mínimas de confianza ni un planteamiento de un gobierno cohesionado, coherente y con una única dirección, en una Legislatura estable, algo que necesita con urgencia España», ha indicado Sánchez.

Desde el PSOE insisten en que hay otras vías de entendimiento por explorar y citan el «camino intermedio» propuesto por el propio Sánchez y el equipo negociador del PSOE la pasada semana. Esta vía consiste en un acuerdo programático y puestos de relevancia para Podemos en organismos públicos como el CIS o la CNMV.

Pedro Sánchez, por su parte, le ha trasladado que no quiere ir a elecciones generales el 10 de noviembre. Quiere tener un gobierno sólido y una legislatura estable y cree que hay los votos, los escaños y el programa y que solo falta el «sí» de Unidas Podemos, como vienen repitiendo desde la semana pasada distintos miembros del Ejecutivo.

Finalmente, Pedro Sánchez ha trasladado a Iglesias que el equipo negociador del PSOE estará abierto a dialogar, siempre y cuando se aparquen propuestas que se demostraron inviables, como la coalición, tal y como le reiteró ayer en numerosas ocasiones durante el debate en el Parlamento para dar cuenta de los Consejos europeos y también en la pregunta de control al Gobierno que le hizo el líder morado.

Vídeo Recomendado:

Deja un comentario