José Luis Escrivá, ministro de Inclusión, Seguridad Social y Migraciones, ha afirmado este miércoles que las pensiones subirán el año próximo en función de la inflación esperada, aunque solo si la Comisión del Pacto de Toledo consigue cerrar un acuerdo en breve y hubiera tiempo de trasladarlo a una norma.

«Si hay acuerdo en el Pacto de Toledo y en lo que queda de año podemos hacer los cambios normativos para una revalorización, las pensiones deberían subir en función de la inflación esperada del año», ha señalado Escrivá en declaraciones a RNE.

En cualquier caso, ha indicado que eso requiere que haya acuerdo en el Pacto de Toledo y que al Gobierno le dé tiempo a poner en marcha la norma.

Recomendaciones del Pacto de Toledo: defendiendo las largas carreras de cotización

En su opinión, es «relativamente inminente», cuestión de semanas, que la Comisión del Pacto de Toledo lleve al Pleno del Congreso un acuerdo, del que, según ha insistido Escrivá, está «muy cerca» de alcanzar. «Por lo que yo puedo percibir, en cualquier momento se puede llevar al Pleno», ha añadido.

Por otra parte, el ministro ha señalado que uno de sus objetivos, el de descargar a la Seguridad Social de los gastos que no le son propios y trasladarlos al Estado, se va a cumplir, aunque sólo en parte, en los próximos Presupuestos Generales del Estado (PGE).

Jubilación: qué se podría esperar del Pacto de Toledo… un ejemplo