Borrador automático

Desde Podemos han reiterado en más de una ocasión que las áreas con las que están interesados de cara a un futuro gobierno de “cooperación” o cohabitación con los socialistas. El departamento de Transición Ecológica puede ser de gran importancia en la negociación con Pedro Sánchez.

La cartera de transición ecológica es un sector clave por la necesidad de una lucha clara y decidida contra el cambio climático y porque el programa electoral de Podemos destaca la puesta en marcha de una nueva «empresa energética eléctrica” para detener los abusos de las eléctricas en nuestro país, además de los ingresos que obtendría el Estado.

Pablo Iglesias y Juan López de Uralde

El programa de Podemos incide especialmente en este punto, dada su importancia: “En el caso de la empresa pública eléctrica, esta será, junto con la Vicepresidencia de Transición Ecológica y Nuevo Modelo Industrial y el Banco de Inversión para la Transición Tecnológica y Económica (BITTE), un agente esencial a la hora de emprender la transformación”.

“Esta empresa desempeñará un rol activo en la instalación de energías renovables, empujará hacia la transformación del mercado eléctrico”, añade el programa, que también menciona la voluntad de que esa sociedad trabaje “de forma coordinada con las empresas públicas municipales que se han creado o que se puedan crear para la comercialización y la gestión de su propia energía”, continúa el texto.

Para esta cartera resulta lógico que desde Podemos se piense en Juan López de Uralde. López de Uralde es el portavoz de Equo en el Congreso, tiene suficiente experiencia en el Congreso y cumple con los requisitos ecologistas, además de habilidad en la negociación a nivel de Consejo de Ministros.

Uralde ya destacaba la importancia de esta empresa pública en abril, en declaraciones recogidas por EFE: “Servirá también para implementar una factura de la luz más baja y garantizar que nadie sufra pobreza energética y además trabajará de formar coordinada con empresas públicas municipales para la comercialización y la gestión de su propia energía

El pacto socialista con Podemos ha cobrado fuerza tras conocerse el pacto regional alcanzado entre el PP y Ciudadanos en Castilla y León, Murcia y Madrid. Estos acuerdos, además del pacto de andalucía, aleja la abstención de Albert Rivera en la investidura y facilita el entendimiento con Sánchez.


Necesitamos tu ayuda para seguir adelante con el periodismo crítico, ayúdanos a no tener que depender de publicidad externa y que Contrainformación sea solo de sus lectores. Con 1, 2, o 3 euros al mes nos ayudarás a seguir mostrándote nuestros artículos críticos.

Ayúdanos a seguir ofreciendo Contrainformación.

Deja un comentario