Google, Apple, Facebook y Amazon, entre otras multinacionales, han topado de frente contra la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico (OCDE), que ha desvelado este miércoles «una propuesta unificada» para acabar con las prácticas injustas que convella la ingeniería fiscal utilizada por estas grandes empresas para maximizar beneficios pagando menos impuestos.

La OCDE pide acometer una histórica reforma de las normas y principios fiscales que han regulado las relaciones comerciales internacionales durante el último siglo y que ofrece un mayor margen de actuación a los gobiernos para gravar las actividades de gigantes tecnológicos como Google, Apple, Facebook o Amazon, al pedir que las compañías paguen impuestos también en los mercados donde generan sus beneficios.

«Las normas actuales, que datan de la década de 1920, ya no son suficientes para garantizar una asignación equitativa de los derechos fiscales en un mundo cada vez más globalizado», reconocen los autores de la propuesta, que sostiene que en la era digital la asignación de derechos fiscales «ya no puede circunscribirse exclusivamente en función de la presencia física».

«Creo que estamos en disposición de tener una propuesta para finales de año que pueda ser luego negociada y consensuada para mediados de 2020», señaló el secretario general de la organización. «Las empresas pagarán su parte justa allí donde tengan actividades y donde obtengan beneficios. Los países que actualmente no pueden gravar a los gigantes digitales podrán hacerlo», subraya la OCDE.

«Este plan reúne elementos comunes de las propuestas existentes, que involucran a más de 130 países, con aportaciones de gobiernos, empresas y la sociedad civil y nos acerca al objetivo final de garantizar que todas las multinacionales paguen su parte justa», ha indicado el secretario general de la OCDE, Ángel Gurría, durante la presentación de la propuesta en París.

«El Gobierno no descarta actuar a nivel nacional» en la implantación del impuesto a las grandes tecnológicas sobre determinados servicios digitales, ha afirmado Nadia Calviño
En este sentido, el mexicano ha advertido de que si no se llega a un acuerdo al respecto en 2020, «aumentaría en gran medida el riesgo de que los países actúen unilateralmente», con consecuencias negativas para la economía global. «No debemos permitir que eso suceda «, ha apostillado.

Vídeo Recomendado:

Deja un comentario