La propuesta para que la Caja Mágica de Madrid pase a denominarse Caja Mágica Rafa Nadal, tal y como propuso Vox, no seguirá adelante. El pleno del Ayuntamiento de Madrid decidió aplazar la discusión de la proposición que formuló el grupo del partido ultra y que fue enmendada por Ciudadanos.

La concejal socialista Mar Espinar acudió al artículo 65.3 del reglamento orgánico del pleno, que dice que cualquier concejal podrá pedir la retirada de algún expediente incluido en el orden de día, para que se incorporen al mismo documentos o informes.

Explicó la concejal que este aplazamiento no es por una opinión personal, viene por una petición de Rafa Nadal y su entorno, a quienes no se les ha consultado su opinión sobre la posibilidad de que ponga nombre a la instalación madrileña, tal y como pide Vox.

“Queremos dar voz, tanto del tenista como de su equipo, que nos hacen llegar que se han puesto en contacto tanto con el grupo proponente como con el Gobierno pidiendo que no se debatiera hoy esta propuesta en el pleno ya que consideraban que no es el momento por un posible conflicto de intereses”, informó la concejala en el pleno.

Solicitó que la propuesta se mantenga «encima de la mesa y se debata en el pleno que se considere, y siempre de la mano y con el consentimiento de Rafa Nadal para asignar su nombre a la Caja Mágica».

En la votación de la aplicación del artículo posterior al debate PSOE y Más Madrid votaron a favor, PP y Ciudadanos se abstuvieron y Vox votó en contra, por lo que la propuesta quedó sobre la mesa para el siguiente pleno, pero con Nadal mostrando su malestar.