La coalición de izquierdas que gobierna en Portugal desde 2015 ha bajado el IVA de la luz y del gas natural en Portugal del 23% al 6%. Portugal es uno de los países europeos con el IVA de la luz más alto de toda Europa, sobre todo después de que en agosto de 2012 el anterior Ejecutivo de derechas decidiera subir ese impuesto al 23%.

Las razones tienen que ver con considerar que ambos suministros son un servicio básico para la ciudadanía, por lo que no se puede cargar de impuestos, y el gran incremento del autoconsumo fotovoltaico al otro lado de la frontera y con la significativa reducción del déficit público en los últimos años, del orden de los tres puntos.

El primer ministro de Portugal, Antonio Costa

La Administración lusa decidió, además, inyectar 190 millones de euros en el déficit tarifario. Como consecuencia, la medida favorecerá a aquellas personas que tengan contratada una potencia de hasta 3,45 kilovatios y consumos de gas natural que no superen los 10.000 metros cúbicos anuales, más de tres millones de contratos, casi la mitad de los existentes en el país vecino.

Siguiendo la secuencia de la consulta efectuada por el Estado portugués al Comité del IVA para la alteración de la tasa de IVA aplicable a los suministros de electricidad y gas natural, que deriva de la autorización legislativa concedida en la Ley de Presupuestos del Estado para 2019, el Gobierno aprobó en Consejo de Ministros la aplicación de la tasa reducida del IVA en la componente fija de determinados suministros de electricidad y gas natural”, subraya el Ministerio de Finanzas en una nota oficial.

La rebaja del IVA energético figura en el programa electoral de Podemos, que propone rebajar al 10% el IVA «de todos los suministros básicos». 

La decisión del Gobierno portugués pone ahora el foco sobre España. Portugal y España comparten mercado mayorista de electricidad: el precio del megavatio hora es casi idéntico en un país que en el otro, pero  aquí el IVA de la energía sigue al 21% además de tener que pagar un 5% adicional en la factura como impuesto especial de electricidad, tasa que se se aplica desde 1997.

El pasado mes de enero la ministra de Transición Ecológica, Teresa Ribera, dejó entrever la posibilidad de rebajar el IVA de la factura eléctrica: «La posibilidad de contar con un IVA reducido para según y qué consumidores forma parte de los elementos que estamos estudiando junto con el Ministerio de Hacienda; es decir, no solo estamos abordando cuestiones como el IVA, sino una pléyade de impuestos«.

Vídeo Recomendado:

Deja un comentario