El derecho del Sáhara Occidental a la independencia. Por Le Soir D’Algérie

ARGEL – El catedrático y director del Centro de Estudios sobre el Sáhara Occidental de la Universidad de Santiago de Compostela (Galicia), Carlos Ruiz Miguel, criticó duramente la decisión del expresidente de los Estados Unidos, Donald Trump, de reconocer la supuesta «soberanía de Marruecos sobre el Sáhara Occidental», afirmando que la medida «amenaza seriamente la paz y la estabilidad en el norte de África», informa Le Soir D’Algérie.

«Es necesario recordar la historia y el derecho internacional aplicable de la Organización de la Naciones Unidas (ONU)», tras la decisión del expresidente estadounidense, Donald Trump, de «reconocer» la «soberanía» de Marruecos sobre el Sáhara Occidental, dijo Carlos Ruiz. Miguel, en declaraciones al diario Le Soir D’Algérie.

La decisión de Trump de «reconocer la soberanía» marroquí sobre el Sáhara Occidental, que es «contraria al derecho internacional», «amenaza seriamente la paz y la estabilidad en el norte de África», afirmó Carlos Ruiz Miguel.

El profesor recordó que España firmó «un acuerdo de ‘protectorado’ con las tribus independientes del Sáhara Occidental en 1884, casi 30 años antes de someter a Marruecos al protectorado francés en 1912. Tras la independencia de este último en 1956, su agresiva política exterior apuntó a la construcción del ‘Gran Marruecos’, que busca anexar el Sáhara Occidental, Mauritania, el noroeste de Mali, el oeste de Argelia y los enclaves españoles del norte de África”.

“Tras fracasar en ejecutar su plan, Marruecos centró todas sus energías en apoderarse del Sáhara Occidental, alegando que el territorio formaba parte de su ‘integridad territorial’ y que la descolonización del territorio, entonces administrado por España, no debía ser realizada a través de un referéndum de autodeterminación, sino integrarlo en Marruecos para que lo ‘recupere’”, aclaró Carlos Ruiz Miguel.

Según el catedrático y destacado defensor del pueblo saharaui, «para despejar dudas, la ONU solicitó a la Corte Penal Internacional de Justicia una opinión consultiva que fue emitida el 16 de octubre de 1975, y ésta indicó que Marruecos nunca ha tenido soberanía sobre el Sáhara Occidental».

El Tribunal concluyó, añade Ruiz, que «la descolonización del Sáhara Occidental debe lograrse» mediante la aplicación del principio de autodeterminación mediante la libre expresión de la voluntad de las poblaciones del territorio». La Asamblea General de la ONU exigió entonces el referéndum de autodeterminación».

También indicó que «tras la retirada de España el 26 de febrero de 1676, el Frente Polisario proclamó la República Árabe Saharaui Democrática (RASD), reconocida por un gran número de Estados, pero Marruecos continuó con su guerra contra el Frente Polisario (representante del pueblo saharaui según la resolución de 1979 de la Asamblea General de la ONU)» hasta 1991, año en que se firmó el alto el fuego.

Ruizo señaló que las dos partes en conflicto, Marruecos y el Frente Polisario, firmaron en 1988 propuestas de arreglo que, complementadas con el Plan de implementación del Secretario General de las Naciones Unidas, conforman el Plan de Arreglo (S / 21360), aprobado por la Seguridad Consejo en 1990 (S / RES / 658).

“Acordaron”, continúa Ruiz Miguel, “organizar un referéndum de autodeterminación bajo los auspicios de Naciones Unidas, con la cooperación de la Organización de la Unidad Africana (OUA), en el que votarían los incluidos en el censo español de 1974 (párrs. 24 del Plan de Arreglo) para que los saharauis elijan entre la integración en Marruecos y la independencia (apartado 31 del plan de asentamiento»).

Posteriormente, agrega el profesor, el Secretario General de la ONU decidió que «los que acrediten como saharauis deben ser incluidos en el censo mediante una serie de criterios. Tras numerosos obstáculos, la Misión de las Naciones Unidas al referéndum en el Sáhara Occidental (MINURSO) completó el censo en diciembre de 1999. Sin embargo, Marruecos incumplió su compromiso contenido en el Plan de Arreglo».

«El pasado 13 de noviembre de 2020, Marruecos también incumplió sus compromisos de alto el fuego, provocando un retorno a la guerra después de más de 30 años de tensión», recordó.

Siguiendo este recordatorio histórico, el profesor Ruiz Miguel afirmó que «el ‘reconocimiento’ de una ‘soberanía’ que la Corte Internacional de Justicia nunca respaldó sólo significa el apoyo a una política de expansionismo y violación del derecho internacional y el derecho a la autodeterminación reconocido en el Sáhara Occidental por la Corte Internacional de Justicia, la Asamblea General y el Consejo de Seguridad de la ONU», dijo Ruiz, y añadio «Sólo el respeto de los derechos de los saharauis traerá la paz al territorio saharaui».

Fuente: El confidencial Saharaui

DEJA UNA RESPUESTA