Eldiario.es


La candidata de la Izquierda Unitaria a la presidencia del Parlamento Europeo (PE), la española Sira Rego (IU), pidió hoy al resto de la Eurocámara su apoyo a la propuesta de su formación para crear una nueva comisión parlamentaria especial sobre emergencia climática.

Durante su intervención previa al voto de la Eurocámara para elegir al nuevo presidente del Parlamento, Rego advirtió de que el «barniz verde» que las instituciones europeas aplican a sus políticas no es suficiente para «solucionar un problema que ya empezamos a sufrir claramente en cada uno de nuestros estados».

«Creemos que este debe ser uno de los principales asuntos que aborde esta cámara y de ahí les pedimos que apoyen nuestra propuesta para crear una comisión especial sobre Emergencia Climática», pidió Rego al pleno.

La creación de esta comisión parlamentaria se abordará en la próxima conferencia de presidentes del Parlamento, que reúne al presidente de la institución y a los líderes de los grupos políticos.

En la anterior legislatura la Eurocámara contaba con más de veinte comisiones, entre ellas algunas que trataban asuntos como agricultura, pesca o energía, pero no había una destinada específicamente a la crisis climática.

La candidata de la Izquierda Unitaria alertó sobre la responsabilidad de las políticas económicas de la UE y del modelo productivo de consumo en la crisis ecosocial y la emergencia climática y señaló que negar esto es «hacer trampas».

Rego también aprovechó su discurso para advertir de casos como el de la capitana del barco de la ONG Sea Watch, Carola Rackete, arrestada en la madrugada de pasado sábado y puesta en libertad ayer por llevar sin permiso a este país a 40 inmigrantes que había rescatado en el Mediterráneo, a quien Rego consideró «una heroína que salva vidas en el Mediterráneo por mucho que (el ministro del Interior italiano, Matteo) Salvini quiera criminalizar su labor».

«Proponemos que este Parlamento proporcione amparo y cobertura legal a toda persona que sea perseguida por salvar vidas», reclamó la política de IU, que aseguró que su formación no permitirá que la Eurocámara «normalice el discurso del odio o que justifique la violación de los derechos humanos».

Rego hizo también hincapié en su condición de mujer procedente de España, un país que, recordó, es «el país del 8M» que «se para cuando paramos las mujeres».

«Las mujeres no nos conformamos con ser cuotas, queremos políticas feministas. Queremos convertir la vida y los cuidados en categoría política y por eso vamos a exigir que el feminismo esté presente en la agenda de las instituciones y de este Parlamento. No como una etiqueta, sino como una matriz sobre la que construir nuestra sociedad», incidió Rego

Ver en Eldiario.es