Según consta en el manifiesto que han leído antes de registrarlo en la sede de la Junta Electoral y que cuenta con el apoyo de una docena de afiliados, su decisión viene motivada por la actuación del candidato a la Alcaldía y coordinador local, César Ruiz, al que acusan de «poner en riesgo la credibilidad» del proyecto al priorizar «sus intereses personales y económicos».

En este sentido, aseguran que el único apoyo con el que cuenta el alcaldable es el de la vicesecretaria de Organización, Guadalupe Sánchez, que es su esposa, y le acusan de estar aprovechándose de las siglas del partido «para servirse a sí mismo» y sin responder ante afiliados y simpatizantes.

De igual manera, la «falta de transparencia en la gestión económica» de Vox en Jerez o el «incumplimiento de los principios que dan sentido a Vox», son otras de las «anomalías» señaladas por estos siete miembros de la candidatura por las que han presentado su renuncia.

No obstante, pese a haber dado este paso, los siete miembros de la candidatura han asegurado que continúan «creyendo» en el proyecto de Vox y que seguirán «trabajando» por el partido independientemente de que lo hagan «sin ocupar un cargo político».

En dicho manifiesto también han advertido de que en la dirección provincial les pidieron que guardaran silencio cuando intentaron «remediar estos graves hechos» a través de los «cauces internos», aportando «pruebas», y que la respuesta con la que se encontraron es que trasladarlo a la opinión pública podría suponer la expulsión del partido.

1 Comentario

Deja un comentario