El 17 de agosto se celebra un acto por el aniversario de los atentados yihadistas en Barcelona. Existe cierta polémica por la postura de algunos grupos políticos respecto a la figura del rey.

Desde República en Marcha (REM) quieren clarificar su postura con respecto a este acto: “La monarquía representa a las oligarquías y es la representación institucional del orden capitalista del estado español -el Régimen del 78, continuador del de 1939- es un hecho material. La función del Rey como intermediario y comisionista de las multinacionales españolas, su posición en la cuestión nacional asegurando la unidad territorial de España, su nombramiento por Franco y su posición como jefe militar”.

Desde REM aseguran que el Rey no debe estar en el acto del 17 de agosto porque además de lo anterior, “es el máximo representante de la opresión que sufren en Cataluña por la cuestión nacional, la cual èl defiende públicamente“. Consideran que el Rey “ha sido intermediario en la venta de armas a Arabia Saudi, financiadora de los grupos yihadistas“.

Sabemos que muchas de las características que acabamos de mencionar se pueden aplicar también al gobierno capitalista y oligárquico de Pedro Sánchez, pero no es el objetivo de este análisis“, indican desde la asociación.

Desde República en Marcha señalan que “que se identifique este acto como apolítico es de una ceguera total, un atentado terrorista tiene unas claras intenciones políticas. Si Podemos se refiere a que es apolítico el hecho de mostrar repudia ante el atentado y solidaridad con las victimas, tampoco, la monarquía se posiciona falsamente un día condenando atentados y al otro vendiendo armas a países que financian estos atentandos. Si la intención es respetar el orden institucional español, la cosa es todavía casi peor, ya que coloca a Podemos como un agente que no impugna el Régimen del 78, ni siquiera en su estructura política, la monarquía. Además, si le sumamos la función exponencialmente represiva que tiene el Rey en Cataluña, normalizar su presencia es normalizar también sus acciones“.

El President de la Generalitat, Torra -no ha invitado al Rey- pero si que irá al acto, en el que el Rey también irá. La posición de la CUP todavía no es oficial, el año pasado al final si fué. “Entendemos que la CUP debería ser consecuente y mostrar su ruptura con el Régimen y también con la parte del independentismo que no termina de cortar su dependencia del estado“, subrayan desde REM.

“Como ya hemos ido afirmando en nuestros análisis sobre Cataluña, la única posibilidad de poder ejercer el derecho de autodeterminación es que el proceso sea liderado por el pueblo trabajador de Cataluña y los del resto del estado. Así, es necesario romper con los representantes del Régimen y con la burguesía catalana para que las clases trabajadoras vayan adquieriendo conciencia, se vayan uniendo ante el enemigo común, construyendo así su proyecto propio emancipador, liderando el proyecto en Cataluña y construyendo solidaridad y unidad en el resto del estado por la liberación del yugo político y económico”, indican desde la asociación.

Para REM, “es importante analizar el comportamiento de las diferentes clases sociales e ir marcando líneas políticas que vayan enseñando a la gente que sus problemas tienen orígenes comunes, que existe alternativa al Régimen, que la construimos entre todas y que en el estado español no pueden significar más que República y socialismo“.

Deja un comentario