El presidente de Ciudadanos, Albert Rivera, ha expresado este martes su «respeto absoluto» por los militantes que estudian presentar una querella por las primarias del partido.

Un centenar de concejales de Ciudadanos, cargos de juntas directivas del partido y afiliados están estudiando una denuncia ante la Audiencia Nacional para que investigue las primarias del partido, entre ellas en Castilla y León, donde se anularon 82 votos, al considerar que pudo haber irregularidades.

En declaraciones a los medios en Vigo, donde se ha reunido con representantes de la pesca en Galicia, Rivera ha proclamado su «respeto absoluto» hacia «cualquier militante que quiera ejercer sus derechos», y ha añadido que no tiene «nada más que decir».

«Todos los militantes tienen derecho a recurrir en su partido, y los ciudadanos, a decidir si quieren ir o no a tribunal. De hecho, ha sucedido en otras ocasiones, en otros partidos», ha cerrado.

DEJA UNA RESPUESTA