El próximo 9 de febrero Juan Carlos I asistirá al acto de investidura de su amigo, el escritor y Premio Nobel Mario Vargas Llosa como miembro de la Academia francesa, a pesar de no existir en su bibliografía ninguna obra en esta lengua. El escritor tomará posesión del escaño 18 que dejó vacante al morir el filósofo francés Michel Serres.

Este será el cuarto evento público al que asistirá en padre de Felipe VI desde que en agosto de 2020 saliera de España y decidiera instalarse en Abu Dabi, la capital de Emiratos Árabes Unidos.

Tal y como ha manifestado Vargas Llosa, su invitación se debe a su amistad. «En la medida en que los reyes puedan tener amigos, yo soy un amigo de él», ha asegurado el escritor. Además, ha señalado: «Siempre ha sido muy cariñoso conmigo. En las recepciones, en actos oficiales… Así que yo pensé que, como está de capa caída, de repente esta invitación le venía bien».

El rey emérito respondió que acudiría encantado y, según adelanta La Vanguardia, acudirá hasta la capital francesa junto a la infanta Cristina.

El rey emérito viajará a París para la ceremonia de ingreso de Mario Vargas Llosa en la Academia Francesa
El rey emérito viajará a París para la ceremonia de ingreso de Mario Vargas Llosa en la Academia Francesa

Entre Juan Carlos I y Vargas Llosa hay una amistad que se remonta muchos años atrás. El Nobel recuerda que, tras obtener la nacionalidad española en 1993, recibió la llamada del por entonces jefe del Estado en la que aseguraba que se encontraba «muy contento» de que Vargas Llosa fuese su súbdito.

Cuando el escritor ganó el Nobel de Literatura en 2010 también recibió una llamada de Juan Carlos I en la que le ofrecía un título nobiliario: «¡Yo tengo que darte algo, tengo que darte un título!». Apenas un año más tarde, el escritor recibía el marquesado Vargas Llosa.

DEJA UNA RESPUESTA