Teresa Ribera, ministra para la Transición Ecológica, ha asegurado que “en breve, en las próximas semanas” pondrán en marcha una convocatoria de ayudas a la compra de vehículos eléctricos, incluidos autobuses, motos, bicicletas y patinetes eléctricos.

En una entrevista con El Periódico de Catalunya, la ministra ha adelantado que también habrá ayudas para la I+D, ya que es un aspecto clave para la reconversión que debe afrontar la industria del automóvil; y para las infraestructuras de recarga del vehículo eléctrico.

Ribera ha eludido dar el montante de estas partidas, aunque ha recordado que para este año tienen asignado un presupuesto de 50 millones, que están intentando incrementar “al máximo”.

En su opinión, la gente “debe perder el miedo” al coche eléctrico, para lo que se prevén ayudas continuadas.

Al respecto, ha destacado, “porque no ha salido a la luz y nos va a ir muy bien”, que los ministros de Medio Ambiente de la Unión Europea han acordado crear un bonus para los países en los que la penetración de vehículos eléctricos esté por debajo de la media comunitaria.

“España está a la cola en la venta de coches eléctricos junto a los antiguos países del Este y seremos por tanto beneficiarios de ese apoyo financiero”, ha opinado.

Sin embargo, según la ministra, el planteamiento tiene que ser mucho “más ambicioso y comprometido”, por lo que ha emplazado a los fabricantes de vehículos a que, igual que en Alemania y Francia, hagan una “aportación importante a las subvenciones” en España.

Del borrador de la ley de cambio climático de su Ministerio, que plantea para 2040 la prohibición de la venta de vehículos que emitan C02 y para 2050 su circulación, ha rechazado que sea “un brindis al sol”.

Se dan orientaciones para que la industria del automóvil tenga capacidad de anticipación y orientación para su reconversión en un plazo de 22 años, porque es “muy difícil pensar en un horizonte más laxo”, ha concluido.

Deja un comentario