La gota fría o DANA, que afecta a todo el sureste peninsular con especial intensidad en Murcia, Valencia, Alicante y Albacete, ha dejado desbordamientos de ríos, coches arrastrados, vías anegadas, un centenar de evacuados y cientos de miles de alumnos sin clases.

El mal tiempo es un imán para los pedidos de comida a domicilio, ya que la gente prefiere que se les entregue algo que bajar a comer fuera. El extremo de esta situación se dio durante las últimas 24 horas en Murcia y ciertos municipios valencianos a causa de la dureza climatológica de la gota fría. “Riders” repartiendo entre lluvias torrenciales, túneles inundados y calles intransitables. Es la llamada capitalista a uno de los colectivos de trabajadores con menos protección.

La ley de prevención de riesgos laborales dice que, en caso de riesgo «grave e inminente» para su vida, como sería conducir por carreteras en estado de desbordamiento, los trabajadores pueden no acudir a su puesto de trabajo. La cosa cambia para los autónomos (o falsos autónomos, como el caso de los ‘riders’). Glovo y Deliveroo siguen entregando en algunos de estos puntos críticos.

Así lo confirman diferentes usuarios en redes sociales. Para convencer a los potenciales riders, el sistema de Deliveroo bonifica con un 50% más de salario a los que se conecten en mitad de una climatología adversa. Es decir, 6.37 euros por entrega en lugar de los 4.25 euros habituales, según El Confidencial. Al haber menos gente dispuesta a entregar, también aumenta el número de pedidos por trabajador, con lo que esos días pueden recaudar mucho más.

En Glovo, tal y como confirman desde El Salto Diario, para días de temporal los ‘riders’ tienen un 30% de plus por cada pedido. Eso se sumaría a los 2.5 euros base que reciben por pedido más 0.50 euros por cada kilómetro extra.

Sumado a todo esto, debido al sistema de selección de repartidores, si no trabajas bajo tormenta no tienes después las mismas opciones para escoger mejores horas de trabajo.

Vídeo Recomendado:

Deja un comentario