El líder de Ciudadanos y candidato a la Presidencia del Gobierno, Albert Rivera, visita este domingo la localidad guipuzcoana de Rentería, feudo de la izquierda abertzale, para «reivindicar los valores constitucionales por toda España, pese a quien pese».

Rivera estará acompañado por el filósofo y escritor Fernando Savater, la candidata de Cs al Parlamento Europeo Maite Pagazaurtundúa (UPyD) y el cabeza de lista al Congreso por Baleares. Joan Mesquida, ex director general de la Policía Nacional y la Guardia Civil.

Este acto, que se celebrará a las 12.00 horas en la plaza de los Fueros y lleva por título «En marcha por la libertad», se enmarca en la voluntad de la formación naranja de defender «la libertad, la igualdad y la unión» en municipios con una fuerte presencia nacionalista, como pueden ser Rentería, Alsasua (Navarra) o Amer (Girona), el pueblo natal del expresidente de la Generalitat de Cataluña Carles Puigdemont.

La iniciativa «En marcha por la libertad», con la que Cs busca «reivindicar sin complejos la igualdad de todos los españoles en cualquier lugar del país, especialmente donde es más difícil hacerlo», la presentó Arrimadas el 23 de marzo en Vilafranca del Penedès, un municipio de Barcelona donde Cs fue el partido no independentista más votado en las últimas elecciones autonómicas catalanas.

MUNICIPIO GOBERNADO POR BILDU

En Rentería, en cambio, el panorama político es muy diferente al de Vilafranca. Allí, EH Bildu fue la fuerza más votada en las elecciones municipales de 2015 –a las que Cs no concurrió– y en las autonómicas de 2016. Al frente del Ayuntamiento está Julen Mendoza (Bildu), que llegó a la Alcaldía en 2011 tras 28 años de gobiernos socialistas.

Además, en este municipio guipuzcoano, los últimos comicios generales los ganó Podemos con más de un 37% de los votos, seguido del PSE, Bildu, PNV, PP y, en último lugar, Ciudadanos, con solo un 3,4%.

La fuerza de los partidos nacionalistas e independentistas y de sus socios en Rentería dibuja un paisaje político similar al de Alsasua. Cuando Rivera visitó esta localidad navarra el pasado noviembre –acompañado también por Fernando Savater– para celebrar un acto de apoyo a la Guardia Civil y reivindicar la españolidad de Navarra, tuvo que hacerlo escoltado por un fuerte dispositivo policial.

Algunas personas insultaron a los participantes en el acto, entre los que había dirigentes del PP y de Vox, e intentaron boicotearlo por entender que se trataba de una provocación. Fue en un bar de Alsasua donde dos guardias civiles y sus parejas fueron agredidos en 2016 por unos jóvenes, los cuales acabaron siendo condenados a penas de entre dos y trece años de prisión.

NO «CEDER ESPACIOS» AL NACIONALISMO

Pese a los momentos de tensión vividos en Alsasua, Rivera defendió esta semana la decisión de ir a Rentería. «¿Por qué vamos a Rentería? Primero, porque nos da la gana ir a cualquier pueblo de España y porque es fundamental para la libertad poder moverte por todo el territorio nacional. Y segundo, porque unos señores en Alsasua nos recibieron a pedradas porque dicen que no se puede ir a Navarra», dijo.

Tras preguntarse «cuántos kilómetros cuadrados y cuántos espacios de libertad» hay que «cederle al nacionalismo por si se enfadan», afirmó que él quiere un país donde no sea necesario ir escoltado por ir a determinados municipios para «celebrar la Constitución y la democracia».

El presidente de Cs arremetió directamente contra quienes «han estado pegando tiros en nuca, matado a funcionarios, periodistas, concejales» y sus familiares –cuando la banda terrorista ETA estaba activa– y contra quienes ahora desde las instituciones (Bildu) llaman «nazis y fascistas» a otros.


Necesitamos tu ayuda para seguir adelante con el periodismo crítico, ayúdanos a no tener que depender de publicidad externa y que Contrainformación sea solo de sus lectores. Con 1, 2, o 3 euros al mes nos ayudarás a seguir mostrándote nuestros artículos críticos.

Ayúdanos a seguir ofreciendo Contrainformación.

Deja un comentario