«El comunismo» fracasó porque los vencidos, cuando ocuparon el lugar de los vencedores, empuñaron el hierro de los antiguos amos. Eso ocurrió principalmente en grandes espacios geográficos, pero a veces surge un milagro en pequeños lugares que -en contraste a la actual tendencia a lo colosal, lo frío y lo distante- nos hace añorar la calidez de la Ciudad Estado, donde los líderes están con el pueblo y persiguen, sin engaños, el bien común».

Javier Cortines

Nuestro aedo Joaquín Sabina ha dedicado el siguiente soneto a Kichi, «el pequeño José Múgica» de España:

Kichi mima su viña y su caleta

Como quien barre el patio de su casa

Le toma la tensión a lo que pasa

En cada bar, en cada plazoleta

Acabar con el paro es su meta

Mayor que cobrar multas, Ibi, tasas

O enfrentarse al burócrata que atrasa

Los relojes del alma del poeta

 

Trabaja noche y día sin horario,

Como un vecino más, y al vecindario

Le da su rojo corazón de balde

Cádiz es su pasión y su princesa

Su carnaval, su gente, su Teresa

Kichi es mi sur, mi inspiración, mi alcalde

Veamos el soneto recitado por Sabina:

mm
Retrato de Javier Cortines realizado por el pintor Eduardo Anievas. Este escriba es el autor de la trilogía "El Robot que amaba a Platón", obra que no gusta nada a las editoriales consagradas al dios tragaperras por su espíritu transgresor y que se puede leer gratis en su blog:nilo-homerico.es/reciente-publicacion., en cuya portada se puede escuchar, además, la canción de Luis Eduardo Aute "Hafa Café".

Deja un comentario