El presidente de Sociedad Civil Catalana (SCC), Josep Ramon Bosch, ha calificado este jueves de «error inmenso» la reflexión del líder del PSC, Miquel Iceta, al sugerir la posibilidad de que se tuviera que hacer un referéndum si en el futuro un 65 % de los catalanes está a favor de la independencia.

En declaraciones a Efe, Bosch se ha referido así a las polémicas palabras de Iceta en una entrevista a un diario vasco, en la que dijo que si el 65 % de los catalanes estuvieran a favor de la independencia, la democracia debería buscar una solución.

Ante las críticas recibidas, Iceta abrió un hilo en Twitter para subrayar que él es un «federalista convencido», «contrario a la independencia» y que «un referéndum sobre la independencia no es una solución» para Cataluña.

Para Bosch, sus palabras son un «inmenso error», porque lo que se tenga que decir sobre Cataluña lo tienen que decir todos los españoles. «A partir de ahí -ha incidido- no hay otra vuelta de hoja».

Y es que, según ha recalcado, no existe el derecho de autodeterminación en Cataluña por ninguno de los supuestos que prevé la ONU, sea cual sea el porcentaje que tuviesen los favorables a la independencia, como tampoco lo habría -ha puesto de ejemplo- en el caso de que el 70 % de los españoles fueran partidarios de la pena de muerte.

Respecto a hipotéticos indultos a los presos independentistas si finalmente son condenados, ha opinado que es «otro error» hablar ahora de este tema, porque aún no ha terminado el juicio y «no se puede prejuzgar si va a haber sentencias o no».

Su opinión es que se está viendo un juicio «muy garantista» por parte del presidente del tribunal, Manuel Marchena, y cree que la sentencia será en función de los que se está viendo estos días en el juicio.

«Creo que no está yéndoles muy bien a los independentistas (…) No les auguro una sentencia suave precisamente, porque se ve cómo habían engañado a la población, como había habido escenas de violencia y agresividad máxima, lideraras incluso por la gente de Òmnium y ANC», ha agregado, y ha apostillado que confía en que la sentencia sea «lo más justa posible»

En cualquier caso, y aunque ha reiterado que habrá que esperar a conocer las sentencias, él no es partidario de los indultos, pese a creer que «el Estado siempre tiene que ser generoso con todos los españoles».

DEJA UNA RESPUESTA