SOS Racismo Navarra

El pasado 6 de mayo, un vecino de Ribaforada, Modou Khadim Sow, fue citado en el Ayuntamiento de su localidad para solventar un trámite relacionado con su empadronamiento, en realidad se trataba de una cita trampa, ya que cuando acudió, fue detenido y trasladado a dependencias policiales, por agentes de Policía Nacional, y posteriormente expulsado en menos de 48 horas a su país de origen, Senegal, sin que mediara asistencia jurídica, ni ninguna otra actuación.

Como denunciamos en su día, este caso revestía de especial gravedad, por llevarse a cabo con la connivencia de una Administración pública. Fue el propio Ayuntamiento, cuyo máximo responsable es el ahora DG de Administración Local y Despoblación, el que se había prestado a tal engaño, haciendo uso de una citación, a sabiendas de que no iba cumplir el fin mencionado, lo cual suponía un exceso en sus funciones y competencias, y le convertía en cómplice de uno de los mecanismos más atroces del Racismo Institucional, como son las expulsiones exprés.

No sólo lo denunciamos, no sólo recorrimos las calles del pueblo manifestándonos en contra de esta y todas las expulsiones, también lo pusimos en conocimiento del Defensor del Pueblo estatal, que en el mes de octubre emitió una resolución en la que manifestaba su discrepancia con las actuaciones adoptadas por la Brigada Local de Extranjería y Fronteras de Tudela y por el propio Ayuntamiento, en la que señalaba lo siguiente:

Se comunica al Ayto. de Ribaforada que la citación realizada, con la finalidad de la detención del interesado para facilitar su expulsión, no es acorde con los principios que regulan la actuación administrativa , ni respeta los derechos con los que cuentan los interesados en los procedimientos administrativos ” y concluye: “a la vista de la posible irregularidad en la cesión de los datos del padrón a las autoridades policiales, se ha dado traslado del presente asunto a la AEPD

Por todo ello, los colectivos abajo firmantes vamos a continuar exigiendo responsabilidades, haciendo uso de todas las vías posibles, así como la reparación de lo sucedido, entendemos que Modou Khadim fue expulsado de manera irregular y mediante engaño, por lo que la única reparación es revocar la expulsión y exigir su retorno, hechos como este no pueden volver a producirse.

Por otro lado, tal y como señalábamos tras el nombramiento del citado alcalde como Director General de Administración Local y Despoblación, nos preguntamos con preocupación, qué principios de igualdad, integración y reconocimiento de la ciudadanía regían la actividad municipal del alcalde de Ribaforada entonces y cuáles de esos principios ha trasladado para el ejercicio de su actual función pública.

Por nuestra parte queremos mostrar nuestro compromiso por seguir defendiendo la igualdad de derechos y seguir visibilizando y denunciando el Racismo Institucional en todas sus formas, sirvan de ejemplo las identificaciones racistas y citas trampa, que se convierten muchas veces en la antesala de la privación de libertad en los Centros de Internamiento y las expulsiones, o el laberinto jurídico y social creado por la ley de Extranjería que condiciona la vida de las personas, las categoriza y condena a sobrevivir en los márgenes. Por último, señalar que entendemos esta y todas las expulsiones como un mecanismo de violencia institucional que quiebra los proyectos de vida y frente a todo lo anterior seguimos construyendo redes de resistencia, solidaridad y apoyo mutuo.

Colectivo de Senegaleses de la Ribera – Munduko Medikuak Nafarroa –Papeles y Derechos Denontzat – Nafarroako SOS Arrazakeria

Vídeo Recomendado:

Deja un comentario