Una joven pareja gay, formada por Arsen, de 16 años, y Tigran, de 21 años, se ha suicidado en Armenia, hartos del rechazo, acoso, insultos y agresiones de los que eran víctimas en su país por ser homosexuales.

La pareja saltó al vacío el pasado jueves desde el puente Davtashen, un viaducto sobre el río Hrazdan, de 92 metros de altura, situado en la capital del país, Ereván.

Antes del trágico suceso, uno de ellos ha colgado en sus redes sociales imágenes de ambos dándose su último beso. «Final feliz. Las decisiones sobre compartir las fotos y nuestras acciones futuras las tomamos conjuntamente», escribió a modo de nota de despedida.

El suceso ha desatado una ola de protestas por todo el país, sobre todo en la capital Ereván, donde ambos vivían. Es el caso de la organización Pink Armenia, concienciada en la lucha por los derechos LGTBI y que ya ha denunciado el caso.

Triste final para una joven pareja gay en Armenia: se suicidan tras recibir insultos homófobos en Instagram / Imagen: Instagram
Triste final para una joven pareja gay en Armenia: se suicidan tras recibir insultos homófobos en Instagram / Imagen: Instagram

«Desafortunadamente, no fue sorprendente ver la reacción del público ante lo sucedido. Las fotos que los chicos publicaron rápidamente se difundieron en las redes sociales y los canales de Telegram, con expresiones de odio e insultos, que en su mayoría continúan enfatizando el hecho de que los chicos son homosexuales y esa circunstancia justifica su decisión de quitarse la vida. Muchos comentarios incluso pidieron que otros hicieran lo mismo», ha asegurado la organización.

Y ha añadido: «Consideramos inaceptable justificar la muerte de personas. Los pensamientos suicidas a menudo van acompañados de sentimientos de culpa, miedo, autoinculpación y vergüenza debido a las actitudes de la sociedad hacia la orientación sexual y la identidad de género»

«Las personas LGTBI están muy familiarizadas con la sensación de estar aisladas, no comprendidas por la familia y la sociedad. Este trágico caso demuestra una vez más que las personas LGTBI en Armenia no están seguras ni protegidas ni por la sociedad ni por el estado».

DEJA UNA RESPUESTA