Robert Foster, candidato republicano a gobernador de Mississipi ha sido acusado de discriminación por razón de sexo tras vetar a Larrison Campbell, reportera del Mississippi Today, en un viaje de campaña si no va acompañada de un hombre por miedo a ser acusado de mantener una relación extramatrimonial.

Campbell ha afirmado a The Guardian que se quedó «sorprendida» cuando le dijeron que Foster no aceptaba su participación sin la presencia de un hombre porque el político ya se había mostrado interesado en su participación y ambos habían establecido una relación profesional.

«La verdad, hasta el último momento de las negociaciones yo creía que encontraríamos una solución y me sorprendió que el hecho de que yo fuera mujer fuese un factor innegociable en el acuerdo«, indicaba Campbell. «Me enfadó…. Me presento, lo hago todo bien, trato de hacer mi trabajo, ¿y me sexualizas? ¿Cómo podría no ser machista eso? Lo único que en tu mente hace que yo no pueda hacer este trabajo es que soy una mujer. Eso es machismo y tenemos que hablar del tema«.

Campbell escribió: «El director de campaña de Foster, Colton Robison, dijo durante dos llamadas telefónicas de esta semana que un hombre tendría que acompañar a esta reportera en un viaje de campaña de 15 horas porque creían que la visión del candidato con una mujer, incluso una reportera haciendo su trabajo, podría ser utilizada en una campaña de difamación para insinuar una relación extramatrimonial«.

«Estaba entusiasmada esta semana por salir a la carretera con el congresista Foster como parte de la cobertura del @MSTODAYnews #MSGov. Se puede estar de acuerdo o no con su política conservadora, pero tiene una visión para Mississippi. Es por eso que amo mi trabajo. Resulta que no puedo hacerlo porque soy mujer«, denunció la periodista en Twitter

Campbell considera «machista» la petición, así como un «uso innecesario» de los periodistas de la redacción. Campbell tenía que hacer la crónica sola y cuando así lo comunicaron, el equipo de campaña insistió en su negativa y aseguró que lo hacía «por respeto» a su esposa, junto a la que aparece en varias ocasiones en el sitio web de su campaña.

Cambpell reconoce el machismo de trabajar en política, un campo dominado por hombres. «Las mujeres, tanto si trabajan en campañas como si se presentan a un cargo o si informan sobre el tema, son percibidas como fuera de lugar. Y la verdad es que como reportera mujer, y odio tener que decir esto de ‘reportera mujer’ porque antes que nada me percibo como reportera, te tratan diferente«.

Deja un comentario