La movilización de pensionistas en la capital alavesa ha centrado su foco en las elecciones generales y en cuáles son las demandadas que plantea este colectivo a los partidos que concurren a dichos comicios.

En declaraciones a los periodistas antes del inicio de la manifestación, el portavoz de Pentsionistak Araba, Jose Antonio Armentia, no se ha pronunciado sobre ningún partido en concreto, aunque ha reconocido que existen unas formaciones «más proclives» a sus demandas y otras que lo son «menos».

En el manifiesto distribuido por los organizadores de la marcha se advierte de que el voto de los pensionistas será para aquellos partidos que «atiendan» a sus demandas para «el blindaje de un sistema público de pensiones que garantice pensiones de dignidad».

IPC

Entre el catálogo de propuestas recogido en el documento también se encuentra que se garantice por ley el mantenimiento del poder adquisitivo de los pensionistas, para lo que se reclama que las pensiones se actualicen como mínimo en una cantidad equivalente al IPC.

Además, se reclama que se establezca una pensión mínima de 1.080 euros mensuales y que el Salario Mínimo Interprofesional (SMI) se sitúe en los 1.200 euros. Los pensionistas subrayan que un empleo de calidad es imprescindible para el sostenimiento, a través de las cotizaciones a la Seguridad Social, del sistema de pensiones, por lo que también solicitan la derogación de las reformas laborales que aumentaron la «precariedad».

Asimismo, demandan que se deroguen los aspectos «más lesivos» de las reformas del sistema de pensiones aprobadas en 2011 y 2013, así como que se elimine el denominado ‘factor de sostenibilidad’ de las pensiones, aprobado por el Gobierno del PP durante el mandato de Mariano Rajoy. Los pensionistas también reclaman que se supriman los beneficios sociales a los planes privados de pensiones y a las EPSV.

Vídeo Recomendado:

Deja un comentario