El presidente de Panamá, Juan Carlos Varela, cuyo mandato termina en julio, destacó este jueves que la «transparencia» ha marcado su gestión en todas las áreas, incluida la infraestructura, y que en los próximos meses inaugurará obras por «más 3.500 millones de dólares».

El jefe de Estado hizo estas afirmaciones cuando faltan pocos meses para que el próximo 1 de julio entregue el poder a quien resulte electo en los comicios generales del 5 de mayo.

Este jueves en el marco de la inauguración de una carretera en la provincia de Los Santos, en la costa del Pacífico, Varela dijo estar «tranquilo porque gracias a una gestión de Gobierno honesta y a procesos de licitación y contratación transparentes» ha logrado entregar «a las comunidades más humildes las obras que tanto necesitan para integrarse al desarrollo y crecimiento económico».

Varela también resaltó que en los próximos meses concluirá «con transparencia» obras de infraestructura cuya inversión superan «los 3.500 millones de dólares».

Entre estas infraestructuras se encuentra la línea 2 del Metro de Panamá, una obra de 1.800 millones de dólares a cargo del consorcio conformado por la brasileña Odebrecht y la española FCC, que según anunció el miércoles el mandatario iniciará operaciones el próximo 25 de abril.

Esta línea de suburbano, el único de Centroamérica, operó parcialmente en enero pasado durante la Jornada Mundial de la Juventud (JMJ), que atrajo a miles de visitantes de todo el mundo para escuchar al papa Francisco.

El 29 abril próximo, dijo el presidente, también se pondrá en operación la nueva Terminal 2 (T2) del aeropuerto internacional de Tocumen, el principal del país y un importe centro regional de conexiones, una obra de unos 800 millones de dólares a cargo de Odebrecht.

El Centro de Convenciones Amador, con coste de 195 millones de dólares y a cargo de un consorcio liderado por China State Construction Engineering Corporation (CSCEC) será inaugurado en mayo próximo, según los recientes anuncios presidenciales.

«Por nuestro Canal pasan alrededor de 230 cruceros al año, con cerca de 500 mil turistas que no tienen un puerto donde bajarse para conocer nuestra ciudad. Con la nueva Terminal de Cruceros de Panamá, a partir de septiembre cientos de miles de turistas podrán visitarla», afirmó Varela en un mensaje en Twitter el miércoles.

El centro de convenciones y la terminal de cruceros tiene un costo global de 358 millones de dólares, según los datos oficiales disponibles.

Varela también señaló que en los próximos meses se inaugurará el Instituto Técnico Superior Especializado (ITSE), el primero de su clase que tendrá el país centroamericano y con coste de 200 millones de dólares.