Las víctimas de abusos policiales cometidos en Euskadi entre 1978 y 1999 podrán ser reconocidas a través de una ley que ha aprobado este jueves el Parlamento Vasco y que modifica parcialmente otra de 2016 que no pudo aplicarse tras ser recurrida al Tribunal Constitucional por el Gobierno del PP.

PNV y PSE-EE, socios en el Gobierno Vasco que están en minoría en el Parlamento, han votado en el pleno de la Cámara de Vitoria a favor del dictamen de la ley, que ha salido adelante gracias a las abstenciones de EH Bildu y Elkarrekin Podemos en la mayoría de los artículos, mientras que el PP se ha posicionado en contra.

Los cambios afectan a varios artículos de la ley de 2016 y se deja claro que no se invaden competencias reservadas al poder judicial y que su objetivo no es buscar responsabilidades de esos abusos, sino resarcir asistencialmente a los afectados.

DEJA UNA RESPUESTA