Una mujer ha sido trasladada al hospital Santa Lucía de Cartagena tras recibir una puñalada en la espalda por parte de otra mujer en plena calle, frente a El Corte Inglés en la Alameda de San Antón, tal y como informa La Opinión de Murcia.

La agresión ha ocurrido sobre las 17:15 horas de la tarde de ayer, cuando una mujer ha apuñalado a otra con arma blanca y le ha producido una herida sangrante en la espalda, tal y como se puede ver en el vídeo adjunto.

A la agresora se la ha llevado arrestada la Policía y a la víctima una ambulancia la ha trasladado al hospital Santa Lucía. Fuentes policiales apuntan que la mujer que ha asestado la puñalada tiene problemas mentales e iba alcoholizada.

«Los inmigrantes me quitan la comida»

El secretario de organización de Podemos en Murcia, Angel l. Hernández, ha subido el vídeo a sus redes sociales aportando algún detalle más sobre lo sucedido.

«Ayer un hombre asesinaba a otro en Mazarrón al grito de “no quiero moros en el local”», escribía L. Hernández, que añadía: «Hoy una mujer acuchilla a otra en Cartagena porque “los inmigrantes le quitan la comida”».

«MALDITOS seáis los que alimentáis el odio y el racismo en mi tierra», finalizó el miembro de Podemos.

Suscríbete al boletín gratuito de Contrainformación y únete a los otros 1.333 suscriptores.

close

Suscríbete al boletín gratuito de Contrainformación y únete a los otros 1.333 suscriptores.

6 Comentarios

    • Lerdoo, el pan lo roban los españoles de pulserita rojigualda y cuenta en Suiza, (o en Andorra, o en Panamá, o en Singapur, o…), y te lo tragas con banderotes…

  1. Pero este personaje, el Jesús bordea el límite….o salta a la comba con el límite…a tus hijos la comida se la quitan las grandes fortunas españolas

  2. Parece que los que se meten con los extranjeros, porque supuestamente les quitan la comida, no se atreven a enfrentarse a los grandes capitalistas, ni a los políticos del sistema que hacen las leyes que les benefician. Me parece de una cobardía y una estupidez increíble, meterse con los débiles y bajar la cabeza frente a los verdaderos responsables. No son precisamente los pobres inmigrantes los que suben el precio de la electricidad.

DEJA UNA RESPUESTA