La plataforma vecinal Barrios Hartos de Sevilla convocaba una manifestación contra la pobreza energética y para protestar por la subida de la luz y los cortes que están sufriendo algunos barrios de la capital hispalense

«La manifestación empezó su recorrido en la Avenida de Andalucía, en pleno barrio obrero de Sevilla, de manera numerosa y pacífica, con una ingente presencia policial y tenía previsto finalizar frente a la sede de Endesa, a menos de un kilómetro de distancia», explican los medios.

«Es un hecho la barbarie que están cometiendo contra las familias y pequeños comerciantes de los barrios populares, manteniéndolos durante horas y días enteros sin suministro eléctrico y con temperaturas extremas. Es lo que soportamos los vecinos de Torreblanca, Polígono Sur, Cerro-Amate, Polígono Norte y zonas más antiguas de San Jerónimo, Bellavista, Pino Montano… y que ya se ha cobrado la vida de un vecino de 52 años en la C/Burguillos, no tuvo opción, murió en mitad de uno de estos cortes de suministro por un golpe de calor. Y es que, para la privatizada Endesa, los beneficios de unos cuantos están por encima de nuestras propias vidas», denunciaban desde la plataforma hace unos días.

«Lo más flagrante lo viven niños pequeños y ancianos, pero en realidad es la vida cotidiana de cientos de familias trabajadoras que, a las dificultades económicas cotidianas, tenemos que sumar una situación de sofoco extremo, imposibilidad de cocinar, guardar alimentos, etc», continuaban en sus redes sociales.

De repente, intervino la Policía Nacional en un intento de contener a los manifestantes y que terminó en la detención de uno de ellos, Juan G, miembro de la plataforma convocante.

«La policía ha detenido y llevado a comisaría a uno de los compañeros, activista incansable en defensa de los barrios más humildes, de manera totalmente incomprensible y violenta. La «razón»: haber pisado la línea que separaba los dos sentidos de la carretera» denuncian desde Marea Verde Sevilla.

Posteriormente, compañeros y vecinos se ha personado en las dependencias policiales de la comisaría de Blas de Infante, para exigir la puesta en libertad del joven. Desde la plataforma han convocado una concentración para este mismo martes a partir de las 9 de la mañana en los juzgados de Prado de San Sebastián por la puesta en libertad «de forma inmediata» del compañero detenido.

CONCENTRACIÓN

1 Comentario

  1. ¿ Qué se puede decir que no sepamos todos hasta el hartazgo lo que de verdad significa vivir en «democracia plena»? Cargas policiales contra manifestantes pacíficos que protestan con justicia por sus condiciones de vida o trabajo, mientras la Ley Mordaza del PP sigue vigente punto por punto. Vamos, una democracia consolidada, defensora del interés público y de los derechos humanos. Y si no que les pregunten – si pueden- a los supervivientes de la valla de Melilla sobre qué es la democracia española. Podríamos hablar de otras democracias plenas, de tapadillo o mediopensionistas, pero hoy hablamos de lo que pasa en Sevilla para dar la razón a los que se manifiestan y decirles que olé, que todo tiene un límite, que no se puede vivir de ese modo en ninguna parte de España, el país más rico del mundo según el gobierno de la tele. Cuanta mentira.

DEJA UNA RESPUESTA