Vox continúa en su misión de llamar la atención más allá de lo coherente y sus miembros de gobierno exhiben comportamientos impropios de representante públicos, demostrando que la extrema derecha nunca debió entrar en las instituciones.

En esta ocasión, el diputado de Vox David García ha exhibido en las cortes valencianas, desde el atril del hemiciclo, una esvástica nazi, eso sí, tachada. A la vez, también mostró una hoz y un martillo, el símbolo comunista, intentando hacer una tosca comparación entre ambas ideologías. Parece ser que la idea de García era la de condenar por igual comunismo y nazismo, hecho que despertó las protestas de las bancadas.

El presidente, Enric Morera le ha exigido que retirara los símbolo nazi, que era el más visible, a la vez que le decía que “no se pueden exhibir símbolos totalitarios. Sobre ese símbolo se han cometido barbaridades y atrocidades”.

Todos los diputados de los partidos de la izquierda del PSPV, Compromís y Podem le han dado la espalda en ese momento. Otros diputados de izquierdas, incluso, han abandonado las cortes.

Después, el propio Enric Morera ha señalado en Twitter que hizo “retirar un símbolo nazi que ofende a todos los demócratas”.

Vídeo Recomendado:

Deja un comentario